10/01/2021Reflujo gastroesofágico; nuevos tratamientos; reflujo y ejercicio; reflujo biliar

El Hiato esofágico es el orificio por el que el esófago atraviesa el diafragma y pasa de la porción torácica a la abdominal, donde llegará hasta el estómago introduciéndose en el cardias gástrico (Wickipedia 2020). El orificio se encuentra localizado entre las porciones musculares de los pilares de la porción vertebral del diafragma, y a nivel vertebral de T10. Sucede a veces, que durante el desarrollo embrionario, el hiato esofágico es incapaz de cerrarse en torno al esófago, dando como resultado la conocida hernia de hiato, por la que una parte del estómago puede acceder a la cavidad torácica. Esto interfiere habitualmente con el papel esfinteriano que desempeña el mal llamado esfínter esofágico inferior o esófago terminal, permitiendo el reflujo gástrico.

Reflujo gastroesofágico (ERGE), qué es y cuáles son sus causas

Las causas del reflujo son variadas (Proceedings, Dr R. Tormo): madurativas, alergia a alimentos o intolerancia al gluten, irritabilidad, stress, afectación del páncreas, dieta incorrecta, abuso de estimulantes como café,  alcohol,  te, chocolate, traumas, hipertensión endocraneal, hipervitaminosis D, hipercalcemia. abuso de antibióticos, abuso de sedantes, abuso de psicolépticos y euforizantes, infecciones latentes, como de orina u otitis, síndrome de los vómitos cíclicos. enfermedades hepáticas avanzadas, ascitis a presión, neoplasias avanzadas.

Enfermedad por reflujo gastroesofágico (ERGE) | Areaclinica

La enfermedad de reflujo gastroesofágico (ERGE), o, es una condición que se puede extender a largo plazo, en la que el contenido del estómago sube hacia el esófago, resultando en síntomas y complicaciones. El ácido gástrico asciende por el esófago más o menos, llegando al esófago superior  o medio; la mucosa del esófago no está preparada para soportar el ácido reflludo y en  ocasiones hay reflujo biliar, alcalino  que puede ser más agresivo que el ácido,; el esófago no posee la capa de aminoglicanes y proteínas como la del estómago. Los síntomas incluyen  anorexia, vómitos, nauseas, dolor en epigastrio o en zona esternal;  en ocasiones el dolor es tan fuerte que el paciente atribuye el dolor a un accidente vascular coronario, angina de pecho, acudiendo equivocadamente a un cardiólogo; otros síntomas:  sabor ácido en la parte posterior de la boca o sensación de acidez, mal aliento, dolor de pecho, regurgitación, problemas respiratorios y desgaste de los dientes,  hipo por irritación del  nervio frénico, que pasa cerca de la luz esofágica y es irritado por el material refluido. Otras complicaciones incluyen esofagitis, estenosis esofágica, anemia ferropénica,  esófago de Barrett, trastornos de la deglución, tos crónica, otitis, neumonía o afectaciones bronquiales. La pediatría francesa llama al bronquio derecho “la bronce poubelle” (bronquio basura) ,  porque recibe restos de alimentos o material ácido procedente del estómago.

Reflujo gastroesofágico: soluciones más allá del omeprazol

Tras años de reflujo puede sobrevenir el llamado esófago de Barett y en el peor de los casos una neo de esófago.Los factores de riesgo incluyen la obesidad, el embarazo, el tabaquismo, la hernia de hiato y la toma de ciertos medicamentos. Los medicamentos implicados pueden incluir antihistamínicos, bloqueadores de los canales de calcio, antidepresivos y medicación oral para dormir. El reflujo ácido se debe al cierre deficiente del esfínter esofágico inferior, que se encuentra, como hemos dicho  en la unión entre el estómago y el esófago El diagnóstico entre aquellos que no mejoran con medidas simples puede implicar una ecografía abdominal por  radiólogo experto,  gastroscopia, tránsito baritado alto hasta el duodeno, monitorización  del pH esofágico con aplicación del score Boix Ochoa,  y menos demostrativa manometría esofágica.

Guía de la American Academy of Pediatrics (AAP) de Diagnóstico y Manejo del Reflujo  Gastroesofágico en Prematuros - Iladiba

Las opciones de tratamiento incluyen cambios en el estilo de vida ( Antireflux’ Lifestyle Might Help Prevent GERD Symptoms, By Megan Brooks, Medscape, January 05, 2021 ) , medicamentos y, a veces, cirugía para aquellos que no mejoran con las dos primeras medidas. Los cambios en el estilo de vida incluyen no acostarse durante las tres primeras horas después de comer, dormir con la cabeza  y tórax superior algo levantados, perder peso, evitar los alimentos que provocan síntomas, limitar el  consumo de alcohol, café o te y dejar de fumar. Los medicamentos incluyen antiácidos, bloqueadores de los receptores H2 de histamina, inhibidores de la bomba de protones y procinéticos. Si predomina el reflujo biliar , alcalino, sobre el ácido el omeprazol y similares pueden ser contraproducentes.

gastroenterología - Clínica Las Condes

En el mundo occidental, entre el 10 y el 20% de la población está afectada por GERD. El reflujo gastroesofágico ocasional sin síntomas molestos o complicaciones es aún más común. Los síntomas clásicos de GERD fueron descritos por primera vez en 1925, cuando Friedenwald y Feldman comentaron sobre el ardor de estómago y su posible relación con una hernia de hiato. En 1934 el gastroenterólogo Asher Winkelstein describió el reflujo y atribuyó los síntomas a la acidez estomacal.

Las 7 Principales Causas Del Reflujo Biliar | Reflujo Biliar Alcalino |  Gastritis Alcalina

Se considera muy importante mantener una dieta y un estilo de vida «antireflujo» para reducir los síntomas de la enfermedad de reflujo gastroesofágico (ERGE), según demostró el Dr. Andrew T. Chan del Hospital Brigham and Women’s y de la Escuela de Medicina de Harvard, en Boston, a Reuters Health por correo electrónico: ”Demostramos,  dijo el Dr. Andrew T. Chan, que un estilo de vida anti-reflujo, que consiste en cinco factores, incluyendo mantener un peso corporal saludable, mantenerse físicamente activo, no fumar, minimizar la ingesta de café, té o soda, y comer una dieta saludable, reduce la incidencia de los síntomas del reflujo en un 40%».

Reflujo gastroesofágico, la enfermedad detrás de la acidez de estómago

Casi el 30% de la población de EE.UU. sufre de ERGE. Las modificaciones en la dieta y el estilo de vida pueden ser recomendadas para prevenir los síntomas de GERD, pero faltan datos prospectivos que apoyen estas recomendaciones, señalan los investigadores en Medicina Interna de JAMA.

El Dr. Chan y sus colegas evaluaron la asociación conjunta de los factores dietéticos y de estilo de vida con el riesgo de síntomas de GERD en casi 43.000 mujeres (edad media, 52 años) del Estudio de Salud de las Enfermeras II.

Calcularon una puntuación de estilo de vida antirreflujo (que va de cero a cinco) basada en cinco factores: peso corporal normal; no fumar nunca; actividad física de moderada a rigurosa durante al menos 30 minutos diarios; no más de dos tazas de café, té o refrescos al día; y una dieta prudente .

Durante los más de 392.000 años-persona de seguimiento, 9.291 mujeres desarrollaron síntomas de ERGE, definidos como reflujo ácido o acidez estomacal al menos semanalmente.

Esófago de Barret II - El Atlas Gastrointestinal - gastrointestinalatlas.com

Cada uno de los cinco factores del estilo de vida se asoció independientemente con los síntomas de GERD. Las mujeres que reportaron los cinco factores de estilo de vida antireflujo fueron 50% menos propensas a tener síntomas de GERD que sus pares que no se adhirieron a los factores de estilo de vida antireflujo (proporción de riesgo multivariable, 0.50; intervalo de confianza del 95%, 0.42 a 0.59). Lograr los cinco factores podría prevenir el 37% de los casos de síntomas de GERD, añadieron.

Apr 17, 2011 - Londres, Inglaterra, Reino Unido - Runner encuentra la cepa  demasiado y vomita después de 24 millas durante la Maratón de Londres de  2011 donde participaron 36.000. (Crédito de

La adhesión a un estilo de vida anti-reflujo se asoció con un menor riesgo de síntomas de GERD incluso entre el subconjunto de mujeres que iniciaron un PPI y/o H2RA durante el seguimiento.

«Aunque es efectivo en la mayoría de los pacientes, hay preocupaciones persistentes sobre los efectos secundarios a largo plazo de tomar medicamentos como los inhibidores de la bomba de protones. Por lo tanto, los clínicos deben utilizar esta evidencia como un incentivo adicional para aconsejar a sus pacientes sobre las modificaciones de la dieta y el estilo de vida para minimizar el uso innecesario de los medicamentos», dijo el Dr. Chan a Reuters Health.

FUENTE:

https://bit.ly/35apSSd JAMA Internal Medicine, en línea el 4 de enero de 2021.

COMENTARIO del Dr R. Tormo: Además del estilo de vida, importante, el esfuerzo físico excesivo estimula el reflujo, recordemos las vomitadas que se aprecian en las metas de los maratones o las que hemos visto en deportistas conocidos tras partidos de futbol difíciles; también la dieta es uno de los  factores más importante con un equilibrio adecuado entre proteínas, grasas e  hidratos de carbono. En el reflujo biliar una dieta adecuada es muy importante antes la ineficacia o perjuicio de los tratamientos habituales con Omeprazol o similares.(Consulta DrTormo, Proceedings)

Quiero comentar (Joel Prieto. 30 de mayo 2013, Google) , por qué se puede vomitar  tras esfuerzos físicos importantes.

1.- Entrenamiento intenso

Cuidado con el entrenamiento de calidad (series cortas, medias, largas, HIIT, etc.). Realizar ejercicios a altas intensidades consume gran cantidad de hidratos de carbono y, si no hay suficiente oxígeno, o hemos consumido la energía de reserva del hígado (glucógeno) las mitocondrias no podrán convertir esos hidratos en energía, lo que provocaría un aumento de ácido láctico como subproducto.

Una elevada concentración de ácido láctico en sangre causa náuseas, dolor abdominal, fatiga extrema y vómitos. Huye de aquellos entrenamientos excesivos o ejercicios muy intensos, que te hacen llegar a estos extremos elevando la acidez en sangre.

2.- Digestión insuficiente

Realizar ejercicios de larga duración y baja intensidad o de corta duración y alta intensidad sin haber realizado una digestión apropiada, es decir, saliendo a correr tan solo 1-2 horas después de una comida copiosa.

La digestión requiere de mucha sangre y energía para que se pueda realizar. Al hacer ejercicio físico, esa sangre se dirige a los músculos implicados en carrera, dejando al estómago desprovisto de energía suficiente para poder realizar su función (corte de digestión).

Este estado, que puede llegar a incapacitarte e incluso a desmayarte si continúas con el ejercicio, se acompaña por sudores fríoscalambres, náuseas, escalofríos y mareos. Tras el vómito, se aconseja recuperar las fuerzas, bebiendo sorbos muy pequeños de bebidas azucaradas o isotónicas, y reposar 1 hora mediante inactividad.

Etiquetado como:

acidosis láctica1afectaciones bronquial1ajo...limitar el consumo de alcohol1alcohol44anemia ferropénica10anorexia49antiácidos2antibióticos43antidepresivos1antihistamínicos3bloqueadores de los canales de calcio2bloqueadores de los receptores H2 de histamina2bronche poubelle2cambios en el estilo de vida1cirugía correctora del reflujo1dejar de fumar2desgaste de los dientes1dolor de pecho2dolor en epigastrio6dolor en zona esternal1dormir con la cabeza y tórax algo levantados1ecografía abdominal por radiólogo experto1embarazo21enfermedad de reflujo gastroesofágico3esfínter esofágico inferior2esfuerzo físico excesivo1esofagitis13esófago de Barrett6esófago terminal1estenosis esofágica2evitar los alimentos que provocan síntomas1fritos1gastroscopia1glucógeno agotado1hernia de hiato6hiato esofágico1hipo (cinglot)1inhibidores de la bomba de protones7insuficiente oxígeno1mal aliento4manometría esofágica1medicación oral para dormir.1medicamentos anti-reflujo1medicamentos antireflujo1menta1nauseas33neumonía8Nielsen modificado (Boix Ochoa)1no acostarse durante las tres primeras horas después de comer1obesidad55omeprazol o esomeprazol perjudiciales1otitis6perder peso1pHmetría esofágica4poco café o te1problemas respiratorios1procinéticos.2refljo en 24h con score Boix Ochoa1reflujo alcalino7reflujo biliar2reflujo gastroesofágico48reflujo y ejercicio1regurgitación1sabor ácido en la parte posterior de la boca1semejanza a accidente vascular coronario1semejanza a angina de pecho1sensación de acidez1tabaquismo10tos crónica5tránsito baritado alto1trastornos de la deglución1vómitos91
Volver a ARTÍCULOS
Especialista en enfermedades del aparato digestivo y patología nutricional Télf: 932 093 522  -  609 309 977 C/ Vía Augusta, 158, 4º - 08006 Barcelona ver en el mapa