ESTEATOSIS. TRATAMIENTO

 10 marzo, 2019
consumo de carne y cáncer

Recientemente estamos viendo en las  consultas más enfermos con esteatosis hepática, probablemente por los hábitos de vida sedentarios y excesiva ingesta calórica.

La enfermedad hepática grasa (FLD), también conocida como esteatosis hepática, es una condición en la que un exceso de grasa se acumula en el hígado (Wikipedia)

Resultado de imagen de hígado graso

Existen dos tipos: la enfermedad del hígado graso no alcohólico (EHGNA) y la enfermedad hepática alcohólica. La estatosis hepática no alcohólica EHNA comprende un  hígado graso simple y la esteatohepatitis no alcohólica (EHEPNA),  Los factores de riesgo para la EHNA incluyen la diabetes, la obesidad y la edad avanzada.

Es difícil distinguir la enfermedad hepática grasa alcohólica, que es parte de la enfermedad hepática alcohólica, de la  enfermedad hepática grasa (FLD) no alcohólica (NAFLD, por sus siglas en inglés); ambas muestran cambios en la grasa microvesicular y macrovesicular en diferentes etapas.

El hígado graso puede convertirse en fibrosis o cáncer de hígado. Para las personas afectadas por la NAFLD, la tasa de supervivencia a 10 años fue de aproximadamente el 80%.

El hígado graso (FLD) se asocia comúnmente con el síndrome metabólico (diabetes, hipertensión, obesidad y dislipidemia), pero también puede deberse a cualquiera de las siguientes causas:

–         Metabólicas: abetalipoproteinemia, enfermedades de almacenamiento de glucógeno, enfermedad de Weber-Christian, hígado graso agudo del embarazo, lipodistrofia

Resultado de imagen de niños obesos

–         Nutricionales: obesidad, desnutrición, nutrición parenteral total, pérdida de peso severa, síndrome de realimentación, bypass yeyunoileal, bypass gástrico, diverticulosis yeyunal con sobrecrecimiento bacteriano

–         Drogas y toxinas: amiodarona, metotrexato, diltiazem, tetraciclina vencida, terapia antirretroviral altamente activa, glucocorticoides, tamoxifeno, hepatotoxinas ambientales (por ejemplo, fósforo, intoxicación por hongos)

–         Alcohol: El alcoholismo es una de las causas del hígado graso debido a la producción de metabolitos tóxicos como los aldehídos durante el metabolismo del alcohol en el hígado. Este fenómeno ocurre más comúnmente con el alcoholismo crónico.

–         Otros, mucho más infrecuentes: enfermedad celíaca, enfermedad intestinal inflamatoria, VIH, hepatitis C (especialmente genotipo 3) y deficiencia de alfa 1-antitripsina.

Tratamiento:

La esteatosis hepática no alcohólica (EHNA) es la causa más común de enfermedad hepática crónica en los niños. La guía actual de la American Association for the Study of Liver Disease sugiere la dieta y la actividad física como el primer paso para tratar a los niños obesos con hígado graso. (Valerio Nobili, MD; Antonella Mosca, MD, february 20, 2019)

En cuanto  a la dieta se había afirmado que el desayuno podría ejercer una influencia en la pérdida de peso ( Benefits of Breakfast in Weight Loss Don’t Add Up, Nancy A. Melville, January 30, 2019).  A pesar de las creencias arraigadas y las recomendaciones médicas generalizadas, el desayuno no parece tener un papel importante en la pérdida de peso; con un nuevo meta-análisis que no muestra evidencia de que tomar el desayuno reduzca la ingesta calórica diaria y que el aumento de peso no sea peor entre aquellos que se saltan la comida. “Aunque el desayuno se ha defendido como la comida más importante del día (sobre todo en los USA) en los medios de comunicación desde 1917, hay poca evidencia que apoye el consumo de desayuno como estrategia para lograr la pérdida de peso, incluso en adultos con sobrepeso u obesidad”, concluyen los autores. “Esta revisión sistemática de ensayos controlados aleatorios que examinan el cambio de peso en adultos que consumen o se saltan el desayuno no encontró pruebas que apoyen la noción de que el consumo de desayuno promueve la pérdida de peso o que saltarse el desayuno conduce al aumento de peso”, agregan.

Resultado de imagen de comiendo poco

En un meta-análisis, Katherine Sievert y sus colegas de la Escuela de Salud Pública y Medicina Preventiva de la Universidad de Monash, Melbourne, Australia, evaluaron datos de 13 ensayos controlados aleatorios, incluyendo siete que examinaron el efecto del desayuno sobre el cambio de peso (n = 486) y 10 que examinaron el efecto sobre la ingesta de energía (n = 930).El estudio fue publicado en BMJ.

La metformina, que mejora la resistencia a la insulina, también se puede considerar después de consultar con un endocrinólogo o hepatólogo. Además, varios estudios sugieren que mejorar el estrés oxidativo también puede ser una posible estrategia terapéutica para la EHNA pediátrica.

El antioxidante vitamina E reduce los radicales libres de oxígeno y ha sido utilizado como monoterapia o en asociación con otros agentes para tratar la EHNA en varios ensayos clínicos que han reportado una mejora bioquímica e histológica de los parámetros hepáticos (esteatosis, inflamación lobular, degeneración grasa y fibrosis),

Recientemente, se ha demostrado que el hidroxitirosol (HXT), un simple fenol de aceite de oliva virgen extra, puede mejorar los parámetros de composición corporal y la inflamación al modular el perfil antioxidante en una población de voluntarios sanos. Además, el estudio también reportó reducciones en la esteatosis, la inflamación y el balonamiento celular .

Los autores citados realizaron un estudio controlado aleatorizado, doble ciegoen el que 40 niños recibieron HXT oral (7,5 mg) y vitamina E (10 mg) y 40 niños recibieron placebo durante 4 meses. Sólo 70 pacientes completaron el estudio; las tasas de abandono fueron similares en ambos grupos. Los pacientes en el grupo de tratamiento mostraron una disminución significativa en la resistencia a la insulina, los niveles de triglicéridos y el grado de esteatosis. Además, es interesante notar que los tratamientos con HXT y vitamina E también causaron aumentos estadísticamente significativos en GSH (glutatión) y niveles de GSSG (glutatión oxidado) y disminuciones en los niveles de carbonilación de proteínas y S-nitrosilación, proteínas S-nitrosiladas y productos finales de glicación avanzada. Otra nota importante es que los informes de eventos adversos no difirieron entre los grupos de vitamina E, HXT y placebo.

Considerando la bioquímica de la vitamina E y de la HXT, ciertamente podemos plantear la hipótesis de que la mejora significativa en los biomarcadores del estrés oxidativo puede ser el resultado del efecto antioxidante de los dos compuestos bioactivos administrados. El efecto beneficioso de esta combinación de vitamina E y HXT sobre la esteatosis podría derivarse de las consecuencias directas o indirectas de la mejora de los parámetros de estrés oxidativo.

NOTA DEL TORMO: para luchar conta la esteatosis no alcohólica, hacer más ejercicio, comer menos, seguir desayunando con moderación y tomar vitamina E (10 mg en niños)  y metformina o/y hidroxitirosol .
Artículos Científicos
ALERGIAS ALIMENTARIAS
127
CELÍACOS
123
DIARREA CRÓNICA
21
DOLORES DE VIENTRE
112
ENFERMEDADES HEPÁTICAS
9
FIEBRE O TEMPERATURA
9
MASA ÓSEA
5
NUTRICIÓN
225
OTROS DE INTERÉS
126
TRASTORNOS DIGESTIVOS
203
alimentación infantil
188
anemia
5
antibioticos
12
arteriosclerosis
2
cancer
19
cardio-vascular
1
colitis ulcerosa
15
diabetis
9
enfermedad de Crohn
44
enfermedad mitocondrial
1
estreñimiento
7
fibrosis quística de Páncreas
3
fluoración
1
gastroenteritis
13
gluten
65
hepatitis
10
hipotiroidismo
2
infertilidad
1
migraña
19
obesidad
16
otitits
4
prevención caries
1
reflujo gastroesofágico
17
síntomas de la enfermedad celíaca
16
tensión arterial
2
virus
15
vitaminas
18
vómitos cíclicos
15
  • Spanish
  • Catalan
  • English
  • French
  • German
  • Russian